El VAR, el Video Asistence Referee, es una herramienta que no es indiferente para los fanáticos del fútbol. Los constantes retrasos en las decisiones, las fallas humanas en su aplicación e incluso en su análisis sobre a quién beneficia y a quién no, trae polémicas de todo tipo cada fin de semana.

Pero si el VAR no fuese suficiente, de cara al Mundial de Catar 2022 al polémico instrumento se le sumaría otro: el fuera de juego automático.

Arsene Wenger, director de Desarrollo Global de Fútbol de la Fifa, confesó que el instrumento podría implementarse en el próximo mundial en este país y el mismo funcionaría muy parecido a la herramienta del “Gol / No Gol”, el cual enviaría una señal al juez de línea cuando exista la infracción a la regla.

“Insisto en que el fuera de juego se automatice, lo que significa que la señal se envía directamente al juez de línea. En la actualidad, al revisar la tecnología en situaciones de fuera de juego, se tarda unos 70 segundos y en ocasiones más. Creemos que la aplicación del automático es un paso muy importante”, recientes palabras de Wenger que ya parecen repercutir en la próxima organización mundialista.