Ecuador desarrolla sus elecciones presidenciales este domingo 7 de febrero. Esta cita electoral es inédita ya que cuenta con un número inédito de candidatos a la Presidencia y en plena pandemia de coronavirus y colapso económico.

Los votantes, preocupados por las desesperantes cifras macroeconómicas, tendrán que elegir también a los 137 diputados que conforman la Asamblea Nacional, seis de los cuales representan a la comunidad ecuatoriana en el extranjero y los cinco representantes del Parlamento Andino.

Aunque la campaña electoral se ha visto caracterizada por numerosos contratiempos, especialmente en lo referente a la inscripción de los candidatos, el proceso ya está preparado este domingo 7 de febrero.

Hacerse con el control del Parlamento es fundamental; de ello depende la habilidad para gobernar del que sea elegido para suceder a Lenín Moreno, que ha visto dificultado su mandato debido a una legislatura fragmentada que no ha dudado en poner cortapisas a sus iniciativas parlamentarias. Los sondeos apuntan a una nueva victoria del correísmo de la mano de Andrés Arauz, al que Correa respalda desde Bélgica.

Este domingo, los ecuatorianos tendrán que optar por uno de los 16 candidatos que se presentan a la contienda, entre los que se encuentran un empresario conservador y un líder indígena. En caso de que ninguno se haga con más del 40% de los votos con una ventaja de 10 puntos porcentuales, el 11 de abril los candidatos irán a una segunda vuelta.