En una nota deportiva que ha causado rechazo encontramos  que un trabajador de la funeraria que preparó el cuerpo de Diego Armando Maradona, filtró algunas fotografías selfies, de como otro  de los empleados del centro funerario posó al lado de la leyenda del fútbol

El punto es que la leyenda estaba dentro del ataud. Y mientras muchos de sus fanáticos continúan en shock por la súbita partida del pibe de oro, otros parecen estar haciendo fiesta.

Según la opinión de muchos seguidores del 10, este hecho no solo debería ser reprochado a nivel moral, sino que debería  ser castigado por las autoridades argentinas. Ha sido una total falta de respeto.