Escúchanos online

Motín en la nave removió los cimientos del Giro D’Italia

*Las bajas temperaturas y el temor al Covid-19 influyeron en la actitud de los ciclistas
Una situación irregular ha acontecido en la presente edición del Giro d’Italia cuando en la etapa de este viernes un grueso del pelotón se ha amotinado decidiendo por cuenta propia recortar la etapa número 19 debido al frío y a la presión que ha generado el rebrote en Europa del covid-19.

El Director del Giro Mauro Vegni no ha aceptado la propuesta de los corredores quienes plantearon con antelación el recorte de la ruta debido a la temperatura de 13 grados centígrados que habría durante el recorrido de la etapa.

Ante esta situación los corredores se reunieron y decidieron recorrer la etapa recortando 100 kilómetros. Ante este hecho Vegni pidió a los corredores terminar el Giro, al tiempo que advirtió que alguien pagará por este hecho.

Es una situación difícil tanto para la organización del evento como para los corredores, todo el problema enmarcado en los daños y los retrasos que ha causado el coronavirus.

Los corredores han sentido temor hablando del repunte del Covid, y no quieren arriesgar su integridad corriendo a bajas temperaturas y ser victimas de una pulmonía que podría servir como puerta de entrada del destructivo virus que asoma al mundo.

La pregunta que queda en el aire es.

A que temperatura se correran las etapas finales de la recién iniciada Vuelta a España y cual será el nivel de la emergencia en Europa causada por el Covid-19.