La administración Trump descartó sus planes de incluir en la lista negra a los gigantes tecnológicos chinos Alibaba, Tencent y Baidu, según señaló la agencia Reuters, que cita a cuatro personas familiarizadas con el tema. La medida proporciona un breve respiro a las principales corporaciones de Beijing en medio de una represión más amplia por parte de Washington. No obstante, la Casa Blanca planea avanzar por otro lado con un intento de agregar hasta nueve compañías chinas a la lista, dijo una de las fuentes.

 

La economía China superará a la de Estados Unidos en 2028, cinco años antes de lo previsto

 

La decisión de abandonar los planes contra las gigantes tecnológicas asiáticas es un golpe para los halcones en la administración, que han estado buscando cimentar el legado duro del Presidente saliente antes de que termine su presidencia el 20 de enero.

 

El gigante del comercio electrónico Alibaba, el gigante de los motores de búsqueda Baidu y el líder de los videojuegos Tencent, propietario de la aplicación de mensajería WeChat, estaban en la lista para ser agregados a un catálogo de presuntas compañías militares chinas, lo que los habría sometido a una nueva prohibición de inversión en Estados Unidos, pero el secretario del Tesoro, Steven Mnuchin, a quien se considera que adopta una postura más moderada sobre China, rechazó y congeló los planes.

 

LChR/Reuters